Dodgers y Nacionales en el juego definitivo subirán a Buehler y a Strasburg

Los Dodgers de Los Ángeles y los Nacionales de Washington se enfrentan este miércoles al quinto y decisivo partido de la serie de división del Viejo Circuito.

Ambos equipos llegan empatados 2-2 al 'Dodger Stadium', en donde se decidirá a la novena que se gane el derecho de viajar a la serie de campeonato de la Liga Nacional.

El vencedor se enfrentará a la novena que triunfe en la serie que disputan los Bravos de Atlanta y los Cardenales de San Luis, que también forzaron el quinto juego al estar empatados a 2-2.

Los Dodgers subirán al montículo al abridor Walker Buehler (14-4 y 3.26 de promedio de efectividad en temporada regular).

Buehler permitió a los Nacionales un hit en seis entradas sin carreras en una victoria en el primer juego de la serie y supo salir de complicaciones cuando llenó la casa regalando pasaportes.

El lanzador ganó el juego 163 la temporada pasada y comenzó el séptimo de la Serie de Campeonato de la Liga Nacional contra los Cerveceros de Milwaukee el año pasado.

La serie está empatada y decide hoy cuando se enfrenten ambos conjuntos en el Dodger Stadium es un estadio de béisbol ubicado en la ciudad de cerca Elysian Park en Los Ángeles, hogar de los Dodgers

Con lo anterior, luce como un serpentinero con experiencia en juegos clave.

Mientras que los Nacionales iniciarán con Stephen Strasburg (18-6, con 3.32 de promedio de efectividad en campaña regular).

Strasburg se convirtió en el verdugo de los Dodgers luego de que los dominó en el segundo juego de la serie.

El abridor llevó un juego perfecto hasta la quinta entrada y finalmente limitó a los Dodgers a sólo una carrera y tres hits en seis entradas.

A diferencia de Buehler, para Strasburg este será su primer comienzo en un juego clave en postemporada.

Stephen Strasburg, abridor de los Nacionales de Washington, lanza en el segundo juego de la Serie Divisional de la Liga Nacional, ante los Dodgers de Los Ángeles, el viernes 4 de octubre de 2019. ( AP/MARK J. TERRILL)

Además del pitcheo, los Dodgers también son conscientes que tienen que tener su mejor ofensiva si quieren seguir adelante en la competición y mantenerse en la lucha por el título de la Serie Mundial que es el gran objetivo del equipo.

El pelotero puertorriqueño Enrique Hernández, que es uno de los jugadores comodines de los Dodgers, admitió que el equipo no tiene mas objetivo que conseguir el título de la Serie Mundial y por lo tanto en cada partido buscan la victoria.

'Desde que llegamos al campo de entrenamiento no se habla de lograr títulos de división ni banderines sino de alcanzar la Serie Mundial y ganarla, algo que no hemos podido hacer hasta ahora a pesar de disputarla las dos temporadas anteriores', declaró Hernández. 'Significa que al final no hemos hecho bien las cosas, por lo tanto ahora trabajamos en darnos de nuevo esa oportunidad'.


Fuente: Diario Libre

Artículos Relacionados